logo


Selva, mar y marimba

Esmeraldas es posiblemente la provincia con más reservas naturales, diversidad étnica y cantidad de proyectos de turismo comunitario de la Costa. Un paraíso para los amantes del turismo consciente. 

1. Esmeraldas, selva mar y marinba

 

Textos: Ricardo Cevallos y Rosi Villacrés
Fotos: Ricardo Cevallos

La provincia verde debe el color de su exuberante vegetación a que la corriente fría de Humboldt se aleja del perfil costero aproximadamente en el límite provincial entre Manabí y Esmeraldas.

Las tierras esmeraldeñas se consideran dentro de la selva del Chocó, una región que ha sido clasificada por los biólogos como de altísimo endemismo, es decir que hay muchas especies animales y vegetales únicas en el mundo. A diferencia de la región costera del resto del país, donde predomina el bosque seco, el Chocó es frondoso y verde, casi como la Amazonía.

Desde el punto de vista turístico, un factor diferenciador de Esmeraldas con respecto a otras provincias de la Costa es que casi no hay carreteras tierra adentro. Esto hace que muchas regiones sean accesibles sólo por vía fluvial. El resultado es que gran parte de la provincia tiene un carácter remoto, algo muy valorado dentro de las tendencias turísticas actuales que prefieren cada vez más los destinos auténticos y exóticos.

El turismo se presenta como una alternativa de ingresos para los habitantes locales, quienes muy a menudo no tienen reparos en vender su selva para ganar unos dólares. En efecto, la tala y la agricultura industrial están literalmente acabando con los bosques de esta provincia.

El Cauchal

En estas páginas hemos realizado un inventario de las opciones de turismo consciente más notables de la provincia. La información está organizada por regiones y de acuerdo a la propuesta de rutas turísticas que está implementando el gobierno provincial de Esmeraldas. Hemos tratado de identificar las posibilidades que tiene un viajero para conocer de cerca –generalmente a través del turismo comunitario– la provincia que tiene más diversidad cultural en la Costa, con una gastronomía con mucho carácter, gran cantidad de reservas naturales y los ritmos únicos de la marimba. Esta última es una tradición que se ha perdido mucho, pero que se está tratando de resucitar.
Esmeraldas es un ejemplo de buen turismo al servicio de la conservación del medio ambiente y de la preservación de la riqueza cultural.

 

Corredor ecoturístico San Lorenzo

El Corredor ecoturístico de San Lorenzo empieza en el punto más al norte del Ecuador, en la reserva de manglares Cayapas-Mataje, y continúa por la carretera que pasa cerca de la frontera con Colombia, uniendo San Lorenzo e Ibarra. La subida a la cordillera en la selva del Chocó tiene características únicas, pues la frondosidad particular de esta región vuelve aún más atractivos los paisajes del subtrópico. Ésta es una ruta llena de puntos interesantes para los amantes de la diversidad cultural, pues a más de las poblaciones afro que componen la mayor parte de la población, existen algunos asentamientos de las etnias awá y chachi.

 

El Cauchal y la Reserva Cayapas-Mataje

El Cauchal

El segundo pueblo más norteño en la geografía ecuatoriana, El Cauchal, es una isla de mar abierto en la reserva de manglar Cayapas-Mataje, un área protegida de 51.000 hectáreas. A 30 minutos al norte de San Lorenzo, luego de atravesar anchos canales rodeados por altísimos manglares, se llega a este territorio insular. El poblado es pequeño, con calles de arena, y tiene una amplia y extensa playa perfilada por una larga hilera de árboles frutales. Gran parte de sus habitantes tienen antepasados colombianos; la gente es amable, relajada y tranquila. De ninguna manera corresponde al estereotipo del pueblo fronterizo desordenado y peligroso, pese a estar ubicado a pocos minutos de Colombia.

Existe una asociación de mujeres dedicada al turismo comunitario cuyos miembros reciben viajeros en sus casas y ofrecen servicio de alimentación con mariscos. Tienen una cantante de arrullos, un género musical propio de Esmeraldas, y entre sus planes está conformar un grupo de marimba.

Aquí el visitante puede acompañar a las mujeres a recoger conchas, o ir con los pescadores a las faenas nocturnas de pesca.

Cómo llegar: Desde San Lorenzo hay turnos en lancha a las 7:30 y las 14:00; cuesta $3 p/p, dura 30 min. También se puede fletar una lancha por aproximadamente $150.

Costos: Hospedaje en casas de familias $3 p/p.

Información: Rosana Manguera, (09) 6995-3638.

 

El Pambilar, territorio awa

Esmeraldas es la provincia de la Costa que alberga más diversidad étnica. Una de las comunidades awá que se pueden visitar, El Pambilar, está ubicada en la vía a Mataje (frontera con Colombia). El poblado no está preparado para hospedar visitantes ni brindar servicios de alimentación, pero tienen como actividad económica la elaboración de una mermelada artesanal de borojó, lo cual es una oportunidad para entrar en contacto con una etnia diferente. Los awá son una etnia originaria de Colombia repartida en algunos puntos en el norte de la provincia de Esmeraldas.

Info: www.federacionawa.org

 

El Tigre y la Ruta de las Cascadas

El Tigre

Ubicada en las afueras de San Lorenzo, El Tigre es una reserva natural de 52 hectáreas manejada por una empresa asociativa familiar fundada por Alberto Rodríguez. El Tigre es un oasis de bosque en un desierto verde de palma africana.

Los recursos para subvencionar este proyecto vienen de los visitantes, lo que hace de El Tigre un buen ejemplo de turismo financiando la conservación. Existe una acogedora y prolija cabaña donde es posible pernoctar. También ofrecen servicio de alimentación. Excursiones a la Ruta de las Cascadas (subiendo la cordillera hacia Ibarra) y la Ruta del Manglar.

En esta reserva existen tres ecosistemas bien definidos: bosque húmedo, manglar y humedal, y tienen habilitados 1.500 metros de senderos autoguiados que atraviesan estas tres áreas. En esta pequeña porción de territorio hay un sinnúmero de especies, tales como tortugas, loros, guantas y otros animales de la zona. Hay árboles en peligro de extinción como el guayacán, el chanul y el víspero, y tienen plantaciones de cacao, palma de coco, guanábanas y plantas medicinales.

Cómo llegar: A 3km de San Lorenzo, un corto desvío hacia el norte conduce a la reserva.

Costos: Hospedaje $10 p/p. Ruta de las cascadas o Ruta del manglar: $35 p/p (mín. 4 pp).

Más información: Avelino Rodríguez Quiñónez, (09) 9392-7604, turis moeltigre@outlook.com. Los miembros de la empresa que maneja esta reserva no habitan aquí, por lo que es indispensable comunicarse con anticipación.

 

Ricaurte

Ricaurte

Es un pequeño y pintoresco pueblo afro con 700 familias, ubicado a orillas de un río, de fácil acceso en automóvil. Tienen una fuerte organización comunitaria (es evidente en lo limpio y organizado de su aspecto); ofrecen hospedaje en casas de familia, alimentación, visitas a fincas integrales, paseos por el río y música de marimba. El grupo musical está conformado principalmente por personas mayores, y también existe una escuela cultural para niños que enseña marimba, arrullos y alabaos.

Cómo llegar: A 5km de San Lorenzo en la vía de Ibarra hay un desvío hacia el norte. Al cabo de 15-20 minutos de monótonas plantaciones de palma africana se llega a este lugar.

Costos: Hospedaje en casas, $5 p/p. Paseos por el río (2 h), $15.

Información: Marisa Rodríguez, (09) 8527-1346, jpturubi@hotmail.com,    lorenitark@hotmail.com

 

Los chahis y la reserva de La Ceiba

Ésta es una comunidad chachi ubicada en la vía de San Lorenzo a Ibarra. Han hecho acercamientos al turismo comunitario, pero no tienen aún un proyecto muy estructurado, aunque sí es posible quedarse a dormir en las casas de familia. Recientemente emprendieron la remodelación de la casa ceremonial para recibir visitantes. Hay ríos en la cercanía donde es posible bañarse. Los chachis son la única etnia original de Esmeraldas, y conservan su idioma y su carácter de guardianes de la selva del Chocó.

Cómo llegar: Hay un desvío en el km. 25 de la vía San Lornenzo a Ibarra. El camino es muy irregular y toma 10-15 minutos. Es preciso un 4×4 o camioneta.

 

Parque Bambú (ex Bosque de la Paz)

IF

Es un proyecto de granja integral autosostenible al servicio de la conservación. El lugar es manejado por un conservacionista belga residente en el país desde 1991 y su pareja ecuatoriana. Él es experto en permacultura e imparte talleres de esta técnica a la comunidad para lograr un impacto ambiental positivo en la zona. Ella maneja el área culinaria del lugar y prepara con amor platillos de la Costa. Juntos manejan una operación tipo Bed&Breakfast que ofrece habitaciones privadas, dormitorios y un programa de voluntariado. Ubicado a 1.000 msnm, el Parque Bambú goza de un permanente clima primaveral y es un lugar privilegiado por sus impactantes paisajes propios del subtrópico.

Un sendero lleva a un jardín botánico y hasta las orillas del río Guallupe. Hay una caminata de aproximadamente cinco horas por el sendero ‘Palo Blanco’, donde se puede admirar árboles gigantes dentro de un bosque secundario. Otra caminata sigue paralelo al río Guallupe hasta el pueblo de Luz de América (2,5 horas).

También se puede arrendar caballos (con o sin arriero). Después de un día de actividades, los anfitriones sugieren zambullirse en el río Guallupe o en la pequeña piscina que tienen en la propiedad.

Cómo llegar: Ubicados a 62km de Ibarra en la ruta San Lorenzo-Ibarra. En bus, bajarse en El Limonal; el ex Bosque de la Paz está a 300m del pueblo.

Costos: Albergue: $18 p/p. Dormitorio compartido: $13 p/p. Comida completa (con postre): $5,50. Alquiler de caballo: $12 por día.

Información: (06) 264-8692, http://www.bospas.org

 

La caminata por el bosque nublado del cerro Golondrinas

Se trata de un sendero a pie que va desde el páramo de Imbabura a 4.000 msnm hasta el valle subtropical del río Mira. Son tres días de caminata que requiere un buen estado físico, y que fue estrenado como ruta turística en 1997 por Piet Sabbe –el belga que creó el Parque Bambú–, y desde entonces sus maravillosos escenarios son imán para excursionistas que cada año deciden emprender este recorrido. En años recientes quien ha tomado la organización de la caminata de las Golondrinas es Carlos Castro, un guía nativo que conoce muy bien el sector.

Información: Carlos Castro, (09) 9137-4851, castro503@yahoo.com.
Si el teléfono no responde puede estar fuera de alcance; contactarse con el Parque Bambú, (06) 264-8692.

 

Reserva de las Siete Cascadas

Es una reserva natural voluntaria de 207 hectáreas de bosque nublado y lluvioso. «Voluntaria» significa que los dueños de esos terrenos optaron por volverla una reserva natural. El proyecto busca conservar las cuencas hidrográficas del río Chuchibí, sus pequeños afluentes y quebradas y reducir la pérdida de los bosques naturales. Tienen un programa de ecoturismo y educación ambiental en las comunidades. Los guías nativos conocen bien el terreno y el sitio cuenta con un lodge y opción a realizar senderos, visitar las siete cascadas, hacer cabalgatas y tubbing.

Cómo llegar: Entre Lita y San Lorenzo; a 11km de Lita y a 111km de Ibarra.

Costos Lodge: entre $21 y $40 al día dependiendo del número de personas. Incluye hospedaje, comidas y guianzas. También se pueden hacer visitas por el día.

Información: Diego Tarupi, 09 8261-1195, www.youtube.com/watch?v=0fGEY8uv9R0&feature=player_embedded

www.ecuador.travel/que-visitar/atracti vos-turisticos/region-costa/153-es meraldas/192-el-bosque-protector-siete-cascadas.

 

La Ruta de los Manglares

Ruta de los manglares

Ubicada en la reserva Mataje-Cayapas, un área protegida de 51.000 hectáreas, esta ruta turística se caracteriza por tener poblaciones cuyos habitantes tienen mucha conciencia de protección al manglar. Lo más llamativo de este sector es la existencia de los manglares más altos del mundo en Majagual, con especies que llegan hasta los 70 metros de altura. También está Tolita Pampa de Oro, una isla con un museo de sitio lleno de piezas arqueológicas de la cultura Tolita; y los pueblos Cachimalero y Olmedo.

Olmedo

 

Olmedo y Majagual

Olmedo

Se trata de una comunidad afro ubicada junto a un estero de mar, y a pocos metros de mar abierto. Su playa es prístina y muy ancha (según los locales, en marea baja puede llegar a tener hasta 3km de ancho). En Olmedo hay dos empresas comunitarias, cada una con una hospedería equipada para recibir visitantes.

Entre las actividades que ofrecen está una caminata por la playa hasta Majagual, donde se dice están los manglares más altos del mundo (foto superior), y donde existe un centro de interpretación y un sendero tablado de 300m que se interna en el manglar. También realizan paseos en lancha a los túneles de manglar de los alrededores, o a observar aves a la Isla de los Pájaros. Ofrecen música de marimba y alimentación con mariscos. Los locales tienen interesantes historias sobre la labor de protección del manglar que ellos han desarrollado por iniciativa propia.

Cómo llegar: Olmedo es fácilmente accesible; en la ruta principal San Lorenzo-Esmeraldas hay que tomar el desvío a Las Peñas, pasar este balneario y seguir por una vía en excelente estado por aproximadamente 20 minutos. Hay un bus que sale del terminal terrestre de Esmeraldas cada hora.

Costos: Hospedaje, $5 p/p.

Información: Asociación de pescadores, Florencio Nazareno, (09) 8050-6328, www.andes.info.ec/es/actuali dad-turismo/majagual-es-ecosistema-donde-est%C3%A1n-manglares-m%C3%A1s-altos-planeta.html

 

La Tola y Tolita Pampa de Oro

En La Tola opera una asociación de 17 guías de todo el sector. No ofrecen hospedaje en casas pero sí diferentes tours por el área. Tienen una excursión en lancha a Majagual, donde están los manglares más altos del mundo. Otra excursión es a Tolita Pampa de Oro, una isla donde hay un museo con muchas piezas de la Cultura Tolita. Los locales atribuyen a este lugar ser el sitio donde se encontró la bella máscara de oro que es usada como símbolo del Banco Central del Ecuador.

También se puede visitar Cachimalero, una comunidad que el 2 de noviembre festeja las fiestas de San Martín de Porres con animadas fiestas que ponen en evidencia que la cultura afro es aquí y en todas partes la más divertida. También tienen un recorrido en lancha a los túneles de manglar de Santa Rosa, donde los visitantes pueden participar del proceso de recolección de conchas.

Cómo llegar: La Tola está a unos 20 minutos de Las Peñas, muy cerca de Olmedo. A Tolita Pampa de Oro se llega en lancha desde La Tola.

Costos: Excursión a Majagual en lancha: $3 p/p (nacionales), $5 p/p (extranjeros) + $1 p/p por la canoa. A Tolita Pampa de Oro, museo $10 p/p. Visita a losTúneles de Santa Rosa. $20 p/p, mínimo 3 pp.

Información: Joel Sánchez, presidente de la Asociación de guías de La Tola, (09) 3940-9149.

 

Las Peñas

Las Peñas

Éste es un balneario relativamente nuevo en la región. Tiene una franja de playa donde hay numerosos puestos de comida y bebida. Es un sitio que en recientes años se ha convertido en un balneario conocido, pero mantiene un carácter relajado y (al menos fuera de feriados) no sufre de la saturación de turistas de las playas más nombradas de la provincia.

Cómo llegar: En la ruta de Esmeraldas a San Lorenzo se toma un corto desvío para llegar.

Información: www.laspenasesme raldas.com

 

 La Ruta de las Culturas Vivas

Ruta de las culturas vivas

Ésta es una de las zonas más hermosas de la provincia, una ruta fluvial que evoca los días en que la gente viajaba por río, y cuando el ruido de los automóviles no había irrumpido aún en la paz de la naturaleza. Es una oportunidad para adentrarse en las entrañas de la selva del Chocó y experimentar un contacto directo con las culturas afroecuatorianas, chachi y épera, estos últimos originarios de Colombia.

Esta zona tiene un problema de tala, que se está tratando de mitigar a través del turismo, de manera que visitar las comunidades del río Cayapas y Santiago es una manera concreta de apoyar la conservación.

Donde más abundan comunidades habilitadas para recibir visitantes es por el Cayapas, un río de gran belleza. Pero el Santiago, con su abundancia de palmeras y su condición de río pedregoso quizás es aún más pintoresco. La única comunidad que estamos reseñando en el río Santiago es Playa de Oro, el asentamiento con el proyecto de turismo comunitario mejor estructurado en la provincia.

Hay que tener en cuenta que, con excepción de Playa de Oro, la mayoría de los emprendimientos comunitarios son incipientes y, por tener pocos visitantes, son más las necesidades infraestructurales que lo que hay, de manera que hay que estar preparado a encontrar goteras y tener que pedir agua para los baños. Adentrarse en el Cayapas es una aventura desde todo punto de vista; es importante llevar repelente de insectos, agua potable y encapuchado. La selva del Chocó es una zona muy húmeda.

 

Borbón, el punto de partida

Borbón

Se trata de un puerto de río, con todas las características de tal. Con aspecto descuidado y esa energía áspera y poco cordial propia de los puertos, el malecón tiene un incesante movimiento comercial. Los cargadores suben y bajan mercancías a las lanchas en un ir y venir que evidencia la importancia que tiene el transporte fluvial en esa región.

Borbón no es un pueblo particularmente atractivo, no hay sitios buenos para comer, y tampoco es un lugar muy seguro pasadas las horas de luz. Pero es donde vive Papá Roncón, referente mundial de la música de marimba. Aquí es domicilio de la fundación Papá Roncón, que fomenta la readopción de la cultura de la marimba. En recientes años esta tradición se ha ido perdiendo y actualmente está relegada casi a ser un show para turistas.

La fundación, que no está ubicada lejos del embarcadero, carece de un centro de interpretación o algo concreto para visitar, pero es interesante ir para conocer de cerca sus actividades, y quizás tener la suerte de encontrar a Papá Roncón y tomarse una foto con esta leyenda viviente.

Entre las 8:00 y las 11:00 salen de Borbón turnos por el río Cayapas. Con la nueva carretera a Selva Alegre, los viajes por el río Santiago han mermado. También es posible fletar una lancha, pero esto puede ser un poco caro.

 

Trinidad y Telembí, pueblos vecinos

Trinidad

Telembí y Trinidad son dos comunidades afroecuatorianas próximas una de la otra. En Telembí habitan 105 familias y en Trinidad 35. Ambas son muy pintorescas y desde ellas hay hermosas vistas del río Cayapas. Trinidad tiene una hospedería que construyeron con apoyo internacional, y ofrece servicio de alimentación y venta de artesanías. Hay un sendero de casi 2km que lleva a un mirador con una vista espectacular de la selva del Chocó.

Telembí queda río arriba y es conocido por la celebración de sus festividades religiosas guardando las tradiciones ancestrales. Aquí no hay hospedería pero sí se ofrece servicio de alimentación y venta de artesanías. Un atractivo combinado entre las dos comunidades consiste en llevar a los visitantes en balsa a remos río abajo desde Telembí hacia Trinidad.

Cómo llegar: Telembí está a 2:30h de Borbón en lancha. Para visitar estas comunidades es conveniente llegar hasta Telembí y luego ir en balsa hasta Trinidad.

Costos: Hospedaje en Trinidad, $5 p/p.

Info: Trinidad: Silo Nazareno, (09) 9014-0977, 06 956-1435. Telembí: Davo Ayoví, 09 9099-3901.

 

Santa Rosa de los Éperas

Santa Rosa de los Éperas

Ubicada a 20 minutos de Borbón en lancha, es la única comunidad épera en todo el país, una etnia originaria de Colombia que tiene su propia lengua. En Santa Rosa no hay servicios de hospedaje ni alimentación, pero las mujeres entusiastamente enseñan a los visitantes sus artesanías que tienen a la venta.

En la parte alta hay una escuela donde los niños reciben clase en su propia lengua y desde donde se aprecia una hermosa vista del río Cayapas. La comunidad posee 70 hectáreas de bosque, que fueron comprados a pulso por los migrantes éperas, originalmente dispersos. Tienen el proyecto de hacer senderos para atraer turismo.

 

Playa de Oro, el turismo comunitario mejor estructurado

De todas las comunidades en la Ruta de las Culturas Vivas, Playa de Oro es la única ubicada en el río Santiago. Pese a estar muy tierra adentro, su acceso se ha vuelto fácil gracias a la carretera que llega hasta Selva Alegre. Desde allí se llega a Playa de Oro previo un tramo de río de tan sólo 45 min. Este asentamiento, que según sus habitantes data de 400 años atrás, tiene posiblemente el proyecto de turismo comunitario mejor estructurado en la provincia, con una hospedería comunitaria con un buen nivel de confort, y servicios de alimentación. Ofrecen paseos en canoa, senderos, visitas a la reserva Cotacachi-Cayapas, y un grupo de marimba. Esta comunidad cuenta con una bella playa de río de color cobrizo.

Cómo llegar: Hasta Selva Alegre hay acceso terrestre. Allí tomar una lancha río arriba (45 minutos).

Costos: Hospedaje, $5 p/p (nacionales); $25 p/p (extranjeros). La alimentación cuesta entre $3,50 y $8,00 p/p.

Info: (09) 8059-0008, playadeoro @pucese.edu.ec, www.playadeoroadven ture.com.

Una reseña de Playa de Oro como excelente sitio de observación de aves (en inglés) en http://birdingecuador .blogspot.com/2010/02/playa-de-oro-february-13-16-2010.html

 

Santa María de los Cayapas

Santa María de los Cayapas
Es una pintoresca comunidad chachi (‘cayapa’ era el término usado en el pasado para referirse a esta etnia) que ofrece a los visitantes artesanías elaboradas por ellos mismos. En la actualidad no existe servicio de hospedaje o alimentación, pero tienen proyectado hacerlo en un futuro cercano. Los chachis, cuyo número se calcula en 5.000, han mantenido su lengua y sus costumbres hasta la actualidad, pero en años recientes se ha dado un proceso de pérdida de identidad, especialmente entre los más jóvenes. La Feche es una organización chachi que está tratando de recuperar la identidad chachi.

 

San Miguel, en la frontera de la reserva Cotacahi-Cayapas

San Miguel

Es una comunidad afroecuatoriana de 35 familias ubicada a 3 horas de Borbón, en la zona de amortiguamiento de la reserva ecológica Cotacachi-Cayapas. Aquí hay una hospedería construida en el año 1997 que aunque es muy hermosa y acogedora, se nota un poco deteriorada. Los habitantes de San Miguel toman muy en serio su condición de centro de turismo comunitario y están por recibir un fondo de la prefectura para remodelar su hospedería.

San Miguel
Se ofrece servicio de alimentación, grupo de marimba y un sendero comunitario que atraviesa sembríos frutales y que toma aproximadamente dos horas en recorrer. También ofrecen visitas a comunidades chachi en las cercanías y la oportunidad única de recorrer la reserva Cotacachi-Cayapas con los locales.

Cómo llegar: Desde Borbón, 3 horas en lancha (ver horarios en la nota sobre Borbón).

Costos:  El hospedaje cuesta $5 p/p; los servicios de alimentación, $3 ó $3,50 p/p.

Información: Yacely Medina, (06) 270-4344.

 

El cantón Atacames

Cantón Atacames

Para el viajero interesado en naturaleza y en una experiencia cultural auténtica, no es mucho lo que este territorio tiene para ofrecer. El cantón está conformado por las localidades (de norte a sur) de Tonsupa, Atacames, Súa, Same y Tonchigüe. Los tres primeros puntos están llenos de edificios, cabañas junto a la playa con música en alto volumen, y saturación de turistas y automóviles en feriados y en los fines de semana de temporada alta de la Sierra (junio a septiembre). Same es un poco más exclusivo, sin tantas aglomeraciones, y Tonchigüe todavía mantiene su carácter de pueblo de pescadores.

En la playa de Tonsupa está el Via Via, un hostal, restaurante, bar y centro cultural que hace un interesante trabajo de educación para el arte con comunidades locales. El lugar es manejado por su propietario Guido Van Moll, quien fue director de turismo de Muisne y conoce bien el sur de la provincia. Eso permite al Via Via ser un buen punto de referencia para viajeros que quieren conocer el lado más auténtico y natural de la zona.

16. El cantón Atacames 2

A 14km al sur de Atacames, frente a Casa Blanca, están las artesanías de bambú y guadúa Camilo y Candela, en donde su propietario Luis Quiroz elabora delicados trabajos con caña de su propia plantación. Buena selección de lámparas con originales diseños.

En Sua, la Cascada Angostura tiene una caída de siete metros y está en un sitio natural de gran belleza.

Información: www.viaviacafe.com

 

La Ruta del Cacao

Ruta del cacao
El cacao fino de aroma es un cultivo que se encuentra en toda la provincia. Pero la zona del cantón Río Verde, ubicado entre Esmeraldas y Las Peñas, concentra una gran parte de las plantaciones de la provincia. La Corporación de Desarrollo Económico Territorial de Esmeraldas denominó recientemente la zona del río Verde como la Ruta del Cacao. Se trata de un recorrido por comunidades donde se cultiva por centros de acopio y fábricas de chocolate. Recientemente se empezó a exportar cacao por el puerto de San Lorenzo, consolidando el producto de los propios productores, y empoderando a los productores de su real potencial.

Entre los atractivos de esta ruta está la comunidad Vuelta Larga, que tiene una empresa comunitaria de restauración que prepara el cevicangre, un plato típico esmeraldeño. También está África, un balneario con sugestivo nombre que tiene 2km de playa. Y Bocanada de Ostiones, que ofrece un original menú de mariscos frescos. Allí están construyendo unas cabañas para hospedar viajeros. Otros atractivos de la Ruta son Chontaduro, Chumundé y sus alrededores.

Un plato típico de la zona es el pandado de pescado, una receta chachi.

Información: www.facebook .com/LaRutaDelCacao, www.corpoesmeraldas.org

 

Punta Galera y Cabo San Francisco

Estero de Plátano

Este es un accidente geográfico que es fácilmente identificable en el mapa de la provincia por ser una protuberancia en el perfil costanero. Aquí se declaró recientemente la Reserva Marina Galera San Francisco, con una extensión de 11 millas mar adentro. En tierra, esta zona tiene un importante patrimonio forestal en el bosque; aquí está uno de los pocos parches de bosque primario en la selva del Chocó.

Esta región, perteneciente al cantón Muisne, tiene un importante grado de organización comunitaria. La Asociación de Desarrollo Galera San Francisco, compuesta por líderes comunitarios, trabaja activamente para solucionar problemas ambientales y por evitar los efectos de un turismo descontrolado presente en otros puntos de la provincia. La Asociación fue la gestora de la reserva marina y en este momento se encuentra en la lucha por que se apruebe el Plan de manejo en el Ministerio de Ambiente.

 

La playa más escondida

Playa escondida

Playa Escondida es un eco-resort al pie del mar. Un sitio perfecto para descansar, ubicado en una pequeña playa rodeada por acantilados. Hay cabañas rústicas con baños ecológicos para hospedaje. En la parte trasera tienen una reserva privada de 100 hectáreas y hay la opción de acampar. Avanzando hacia el sur está Cumillinche Club, otra opción de hospedaje rústico y en contacto con la naturaleza.

Cómo llegar: Yendo de norte a sur, al llegar a Tonchigüe está el desvío a la derecha hacia Punta Galera. Playa escondida está a 10km de Tonguiche y Cumilinche Club a 11km. Por toda la ruta costera pasan buses; tomar uno que vaya en dirección a Punta Galera.

Costos: En Playa Escondida, entre $16 y $50 p/p. Para acampar, $5 p/p. En Cumilinche Club el precio oscila entre $36 y $50 p/p ($81-120 en temporada alta).

Información: www.playaescondida .com.ec, www.cumilincheclub.wix.com

 

Observación de ballenas desde Estero de Plátano

Estero de Plátano

Estero de Plátano es un pueblo con una pintoresca playa y la desembocadura de un río. Es un lugar prístino y hermoso cuya paz puede ser perturbada en feriados, cuando hordas de bañistas de las zonas turísticas aprovechan la recientemente pavimentada carretera para llegar con sus vehículos y poner música en volumen estruendoso (relato de los propios comuneros).

En Estero de Plátano opera una asociación de mujeres emprendedoras que organizan salidas a ver ballenas en la temporada de apareamiento de julio a octubre. También tienen servicio de hospedaje en casas de familias y un sendero guiado a un mirador desde donde pueden observarse ballenas.

Punta Galera tiene la particularidad de que la plataforma continental termina muy cerca de la costa, por ello es común que los cetáceos se acerquen mucho a la costa. Es un buen lugar para observar ballenas desde tierra y un sitio ideal para el surf.

Cómo llegar: Estero de Plátano está en vía pavimentada, más adelante de Playa Escondida, pasando Galera y Galerita.

Costos: Hospedaje en casas, $6 p/p. Plan hospedaje y tres comidas, $10. Salidas a ver ballenas en lancha, $10 p/p, mínimo 5 personas. Sendero al mirador, $2.

Información: Elisa Ríos, (06) 303-8210, (09) 9183-4353.

 

Caimito, comunidad modelo

Caimito

Siguiendo por la ruta que recorre el perfil costero de Punta Galera, luego de pasar por Estero de Plátano y otro poblado llamado Quingue, se llega a Caimito, un pueblo que pasa casi desapercibido, pues sus casas están muy espaciadas y rodeadas de frondosa vegetación.

En Caimito opera una empresa comunitaria llamada Caimito Sustentable, sumamente activa en temas ambientales. Tienen un dinámico programa de educación ambiental para jóvenes, y otro programa para, de la mano de los comuneros, preservar secciones de bosque. Han elegido el turismo como un medio para la conservación. Para llegar a la playa hay que caminar por un hermoso sendero de 1,5 km de longitud. Tienen alojamiento en casas, senderos a sus áreas protegidas, visitas a una cascada en la proximidad y servicio de alimentación.

Cómo llegar: Luego de Estero de Plátano está Quingue. Allí tomar un desvío de tierra a la izquierda. Caimito está aproximadamente a 10 minutos.

Costos: Hospedaje, $7 p/p. Alimentación (tres comidas), entre $8 y $12 p/p. Guía, $10 por medio día; $20 por día entero. Guía bilingüe, $40 por día. Tasa de ingreso a la comunidad, $2 p/p.

Información: George Fletcher, (06) 303-8207, amarokfletch @yahoo.com.mx

 

Selva Chi

Finca Chi

Martin Couell es un australiano-ecuatoriano que ha establecido un centro de educación ambiental en una finca-reserva integral de 35 hectáreas que trabaja estrechamente con la comunidad de Tongorachi.  La meta es educar estudiantes y educadores y ser facilidad científica. Está creando un arboreto (jardín botánico) de 500 especies nativas de árboles y palmas de la costa ecuatoriana, con el fin de conformar un banco vivo de semillas. Tiene energía solar y sistema de sanitarios ecológicos, y un proyecto de elaboración de miel medicinal con abejas nativas. Recientemente abrió sus puertas el Colegio del Buen Vivir, para proveer a los adultos educación para la vida. Tiene programado abrir talleres de diferentes disciplinas.

Cómo llegar: Tongorachi está en cerca al cabo San Francisco, pocos minutos al sur de Caimito.

Costos: Para visitantes de cortos periodos, $12 (incluye desayuno). Para voluntarios, $300 el primer mes y $180 en adelante.

Información: selvachi@gmail.com, www.selvachi.net

 

 El sur de Esmeraldas

Mompiche

En el sur de la provincia el clima es diferente. En esta zona se siente ya la influencia de la corriente de Humboldt, que se aleja del perfil costero a la altura del norte de Manabí. Aquí los días no son tan soleados todo el año y llega algo de la temporada de garúa de mayo a noviembre, propia de las costas ecuatorianas bañadas por la corriente fría. La composición étnica del sur de Esmeraldas también es diferente al del resto de la provincia. Hay más mestizaje racial por una histórica migración de Manabí que en años recientes, con la carretera que une toda la ruta del Spondylus, ha aumentado significativamente. Hoy en día hay una marcada presencia manaba en esta región de Esmeraldas.

 

La isla de Muisne

Muisne

Muisne es un cantón que abarca desde el límite provincial con Manabí hasta Punta Galera. La cabecera cantonal está ubicada en una isla y es a lo que normalmente se denimina Muisne. Originalmente una isla de manglar, la depredación producto del boom camaronero ha sido muy fuerte en esta región.

La isla de Muisne tiene 7,5km de largo y 1,3km de ancho, y está separada del continente por un fino canal de 300m. Con una población de 8.200, el centro de Muisne tiene el movimiento característico de una cabecera cantonal, aunque un poco más relajado por el hecho de ser una isla con difícil acceso para automóviles. La isla tiene una extensa y arenosa playa rodeada de un palmar.

Fundecol, la organización que trabaja por la conservación del manglar, maneja un programa de turismo comunitario que incluye hospedaje en casas y alimentación. Hacen recorridos de reconocimiento al trabajo de conservación y reforestación y excursiones para recolección de conchas, y opciones para presenciar música de marimba. Hay diversas organizaciones comunitarias que participan en el programa de Fundecol, el mismo que permite al visitante hacer una visita estructurada y planificada –lo que no siempre es posible cuando se trabaja con los comuneros directamente–. Pero también es posible contactar directamente a las organizaciones.

La Asociación de Usuarios del Manglar el Progreso para las Concheras de la Florida es una organización de mujeres que maneja una hospedería comunitaria y cuenta con servicio de alimentación. Pueden organizar recorridos en lancha por los alrededores, en los que, aparte de permitir el contacto con la naturaleza, el visitante se informa sobre los problemas que ha traído la actividad camaronera para el manglar y los habitantes de la región.

Cómo llegar: Muisne está ubicada en la parte sur de la provincia. En la localidad de El Salto la vía se bifurca; hacia la derecha es Muisne, hacia la izquierda es la vía hacia Mompiche y Manabí. También se puede llegar en los buses que frecuentemente sirven esta cabecera cantonal. Para cruzar a la isla en automóvil en gabarra, el importe es $5, o en la lancha $0,20 p/p.

Costos: Hospedaje, $8-10 p/p.

Información: Rodrigo Ramírez, Fundecol: (09) 8561-3706. Fanny Mina, dirigente de Asociación de mujeres concheras: (09) 8052-6493.

 

Mompiche

Mompiche

Es un punto de surf famoso por tener la segunda ola más larga de esta lado del Pacífico. Se ha convertido en parada obligatoria de mochileros y viajeros por Sudamérica (foto superior). Con una infraestructura hotelera rústica y económica, y un ambiente relajado con gente joven de todo el mundo, Mompiche es un punto atractivo para viajeros solos.

El lugar tiene un gran parecido a Montañita de hace 15 años, pese a que la cultura local de ambos sitios es completamente diferente. Sin embargo, lo que hace a Mompiche no es tanto la cultura local, sino los viajeros que se han establecido con hostales y restaurantes.

En los alrededores de Mompiche, hacia el sur, hay una playa de arena negra, y Mompiche Xtreme Adventure tiene una instalación de canopy sobre las copas de los árboles; en total son 1.500 metros de recorrido con equipos certificados. También organizan caminatas por el área.

Cómo llegar: Por la vía principal, en la Y de Mompiche tomar un desvío de 6km. Con el auge turístico también hay buses directos.

Costos: El hospedaje cuesta un promedio de $10 p/p, con oscilaciones de acuerdo al nivel de confort de cada hostal. La comida no es barata, especialmente en los locales más cerca de la playa. El canopy cuesta $15 p/p.

Información: Mompiche Xtreme, (09) 5879-0369, (09) 8510-6318, info@mompichextremeadventure.com.

 

Portete y Júpiter: las islas más al sur

Isla de Portete

En el extremo sur de la provincia se encuentran las islas de Portete y Júpiter. En la primera existen dos comunidades: Portete, en el extremo norte, y Bolívar en el sur. La isla tiene una gran franja de playa con arena fina, agua transparente y muchas palmeras. En la punta norte de la isla está ubicado el Beach Club del resort Decameron Mompiche, para uso exclusivo de los huéspedes, pero la paradisíaca playa continúa hacia el sur. En Bolívar existe la Asociación Virgen de las Lajas de Mujeres Concheras, que tiene un comedor comunitario y puede organizar recorridos para acompañar a las mujeres en sus faenas de recolección de conchas, así como viajes a la Isla de Júpiter. Hay dos miembros de la Asociación que están acondicionando habitaciones en sus casas para hospedaje.

Cómo llegar y costos: Desde Mompiche se puede caminar hasta el canal que separa el continente de Portete (aproximadamente 20 min), y allí cruzar el canal con una canoa ($0,50). Dentro de la isla hay una vía que une Portete con Bolívar que se puede recorrer en taximoto. En auto también se puede llegar, tomando el camino que une la carretera con Mompiche, pero antes de llegar al pueblo tomar un desvío a la izquierda que dice Decameron. A Bolívar se puede llegar directamente desde la vía principal por un desvío que está 5 minutos más al sur de la Y de Mompiche. Si se llega en bus hay que tomar una camioneta que cobra $1 hasta el embarcadero. Una vez en el embarcadero, cruzar en lancha cuesta $0,25.

Información: Gladys Cortés, Asociación Virgen de las Lajas, (09) 8980-4343.

 

Área de Quinindé

La vía que une Santo Domingo con Esmeraldas tiene muchos atractivos en su ruta. Dado que en Esmeraldas hay muy pocas vías que se adentran en su litoral, éste es uno de los pocos lugares por donde se puede tener ese acceso. Lamentablemente, como consecuencia de esta misma carretera ha entrado la tala y la agricultura depredadora, y es una región con un alto grado de deterioro ambiental. Aquí, algunas de las reservas naturales que han hecho un gran trabajo en mantener intactos parches de la selva del Chocó.

 

Reserva de Bilsa y Reserva ecológica Mache-Chindul

IF

Bilsa es una reserva manejada por la fundación Jatun Sacha, con una extensión de 3.500 hectáreas. Con altitudes de entre 400 y 800 msnm y una humedad del 90%, aquí habitan más de 30 especies vegetales endémicas y animales en peligro de extinción como el jaguar, el yagouaroundi,  el tigrillo y el oso hormiguero.

Bilsa se encuentra al interior de la Reserva Ecológica Mache-Chindul, perteneciente al sistema de Áreas Protegidas del Estado, con una superficie de 120.000 hectáreas, en la que nacen los ríos Muisne, Atacames, Teaone y Dógola de Esmeraldas, y Coaque, Cojimíes y Cheve de Manabí. En Mache-Chidul hay numerosas comunidades chachi y afro, que con la apertura de la carretera en 1948 sufrieron un procesode tráfico de tierras y tala, hasta que en 1996 se la declaró zona protegida.

En la reserva de Bilsa hay facilidades rústicas de hospedaje, con letrinas, donde usualmente se hospedan científicos y voluntarios, pero también aceptan visitantes ocasionales.

Cómo llegar: En el km 80 de la ruta Quinindé-Esmeraldas, a 12km de Quinindé, hay un desvío hacia la Y de la Laguna; de ahí hacia Santa Isabel se puede acceder en vehículo durante todo el año. En invierno (aquí es entre enero y junio) el acceso desde Santa Isabel hasta Bilsa se lo hace en mula.

Costos: Aproximadamente $30 p/p, incluye hospedaje y tres comidas. Bilsa recibe voluntarios con una permanencia mínima de un mes a $624.

Información: 02 243-2240, volun teer@jatunsacha.org, jatunsacha.org

 

La gigantesca laguna de Cube

27. Laguna de Cube

La laguna de Cube fue declarada humedal de importancia Ramsar en el 2011. Se trata de un espejo de agua con una extensión de 32 hectáreas, y un humedal de 91 hectáreas. El sitio es un refugio de vida silvestre ubicado en los límites de la reserva Mache-Chindul, en donde se encuentran numerosas especies de aves, monos aulladores y el caimán de anteojos. Este último ha dado nombre a la fundación El Caimán, una empresa comunitaria que realiza tours en el área. La laguna del Cube está entre los atractivos Top 10 en Esmeraldas según el Ministerio de Turismo.

La fundación ofrece un paquete de dos días y una noche que incluye paseo por la laguna en bote, senderos por el bosque, y visita a las cuevas y cascadas de Colorado.

Cómo llegar: La Y de la laguna queda a 12km de Quinindé en la ruta hacia Esmeraldas. Un desvío hacia la izquierda (viniendo de Santo Domingo) conduce luego de 20km a la laguna.

Costos: El paquete de dos días y una noche cuesta $40 p/p e incluye hospedaje en cabaña y alimentación. También hay la opción de visitar el lugar por el día a $10 p/p.

Información: Fundación El Caimán, (09) 8501-2610, (09) 9441-0456,  alvara_jorge@hotmail.com

 

Reserva Río Canandé

Esta reserva de 1.888 hectáreas ubicada en la parroquia Milimpia del cantón Quinindé busca proteger remanentes de bosque primario de la selva del Chocó. La reserva va desde los 140 hasta los 560 msnm, es manejada por la Fundación de protección Jocotoco y cuenta con un lodge con un excelente estándar de confort para albergar visitantes (foto inferior de la página anterior). Existen cuatro senderos dentro de la reserva con diferentes niveles de dificultad, que permiten explorar los bosques exuberantes de la reserva. Hay un mirador ubicado a una hora de caminata desde el lodge, donde se puede apreciar la vista espectacular de los paisajes salvajes del Chocó.

Cómo llegar: El mejor acceso es por Pedro Vicente Maldonado (Pichincha), pero se requiere un permiso especial para atravesar una garita. Coordinar con la Fundación antes de ir.

Costos: Ingreso a la reserva: tercera edad y niños, $ 2; adultos, $ 3; extranjeros, $15. Hospedaje: $80 (nacionales) y $116 (extranjeros) p/p en base a ocupación doble. Incluye las tres comidas.

Información: (02) 250-5212, 250-5841, info@jocotoursecuador.com, www.jocotoursecuador.com

 

Bosque La Perla

Es un remanente de 250 hectáreas de lo que fue el bosque nativo de la selva del Chocó. La historia es conocida por muchos: un matrimonio estadounidense recibe en concesión del Estado ecuatoriano unas tierras con la condición de que talen los árboles y «aprovechen» el suelo para agricultura. La hija de este matrimonio, Suzanne Sheppard, es eventualmente quien continúa su legado y quien debe enfrentar una tenaz batalla con la burocracia que intentó por todos los medios lograr que ella tumbara la selva.

La lucha terminó en el año 1986, durante la presidencia de León Febres Cordero, cuando se declaró estas tierras reserva natural. Actualmente, Suzane Sheppard ya no está, pero su legado permanece a través de la Fundación que lleva su nombre.

Hoy es posible visitar la reserva, realizar caminatas o acampar.

Cómo llegar: La Perla está ubicada a 40km de Santo Domingo, cerca de la población de La Concordia. La caseta de administración está cerca de la vía principal.

Costos: La tarifa básica es entre $4 y $5 para ecuatorianos (sube en feriados y fines de semana) y $7 para extranjeros. Este aporte incluye guianza de 1-3 horas por senderos que se internan en la selva. También realizan caminatas más difíciles y caminatas nocturnas.

Información: (09) 9192-8981, bosquelaperla@hotmail.com,  www.bosquelaperla.org

 

Reserva Itapoá y el Tour de Cacao

29. esmeraldas foto Itapoá

Raúl Nieto es un activista ambiental que ha desarrollado un proyecto que combina agroecología, conservación y turismo. La reserva Itapoá (foto superior) está ubicada en los límites entre Esmeraldas y Pichincha, y ofrece dos excursiones.

Una de dos días en los alrededores de Puerto Quito que permite a los visitantes conocer una plantación de cacao y el proceso de elaboración de chocolate. También visitan una cascada y se recorren zonas deforestadas y plantaciones de palma africana para aprender sobre ejemplos de mal manejo forestal. Llegan a una cascada y recorren un bosque primario y uno secundario para observar animales. La noche es en un campamento en Puerto Quito.

La otra excursión dura seis días y es un recorrido más especializado para investigadores o personas muy interesadas en los procesos naturales. Las noches son en carpas, y se requiere un buen estado físico.

Costos: La excursión de dos días cuesta $75 p/p, incluye guianza, todas las comidas y pernoctación. La excursión de seis días cuesta $220 p/p si es una persona; $180 p/p si son dos o más. Incluye equipo de camping, guianzas y todas las comidas.

Información: Raúl Nieto, (09) 9478-4992, Itapoa_25@hotmail.com, www.itapoareserve.com.

 

La cocada

La cocada

Es un bocado que se encuentra en todo el país, pero que tiene su origen en Esmeraldas. Junto al encocado de mariscos, la cocada es quizás el producto gastronómico más emblemático del recetario esmeraldeño.

Está la cocada prieta, que es elaborada con raspadura, la blanca que es con azúcar, y la de huevo, que es con azúcar y yemas. También se la prepara en horno y bañada con chocolate. No es muy claro el origen de este manjar, pues en el recetario de Juan Pablo Sanz no se la menciona, pero tampoco se mencionan otros platillos populares. En todo caso, ningún esmeraldeño que entrevistamos recuerda una época en el pasado en la que no haya habido cocadas en su vida.

Fuente: TransPort edición impresa agosto 2013

Esmeraldas es posiblemente la provincia con más reservas naturales, diversidad étnica y cantidad de proyectos de turismo comunitario de la Costa. Un paraíso para los amantes del tu[...]
El Corredor ecoturístico de San Lorenzo empieza en el punto más al norte del Ecuador, en la reserva de manglares Cayapas-Mataje, y continúa por la carretera que pasa cerca de la fr[...]
    El segundo pueblo más norteño en la geografía ecuatoriana, El Cauchal, es una isla de mar abierto en la reserva de manglar Cayapas-Mataje, un área protegida de 51.000 hectáreas[...]
Esmeraldas es la provincia de la Costa que alberga más diversidad étnica. Una de las comunidades awá que se pueden visitar, El Pambilar, está ubicada en la vía a Mataje (frontera c[...]
Ubicada en las afueras de San Lorenzo, El Tigre es una reserva natural de 52 hectáreas manejada por una empresa asociativa familiar fundada por Alberto Rodríguez. El Tigre es un oa[...]
Es un pequeño y pintoresco pueblo afro con 700 familias, ubicado a orillas de un río, de fácil acceso en automóvil. Tienen una fuerte organización comunitaria (es evidente en lo li[...]
Ésta es una comunidad chachi ubicada en la vía de San Lorenzo a Ibarra. Han hecho acercamientos al turismo comunitario, pero no tienen aún un proyecto muy estructurado, aunque sí e[...]
Es un proyecto de granja integral autosostenible al servicio de la conservación. El lugar es manejado por un conservacionista belga residente en el país desde 1991 y su pareja ecua[...]
Se trata de un sendero a pie que va desde el páramo de Imbabura a 4.000 msnm hasta el valle subtropical del río Mira. Son tres días de caminata que requiere un buen estado físico, [...]
Es una reserva natural voluntaria de 207 hectáreas de bosque nublado y lluvioso. «Voluntaria» significa que los dueños de esos terrenos optaron por volverla una reserva natural. El[...]
Ubicada en la reserva Mataje-Cayapas, un área protegida de 51.000 hectáreas, esta ruta turística se caracteriza por tener poblaciones cuyos habitantes tienen mucha conciencia de pr[...]
Se trata de una comunidad afro ubicada junto a un estero de mar, y a pocos metros de mar abierto. Su playa es prístina y muy ancha (según los locales, en marea baja puede llegar a [...]
En La Tola opera una asociación de 17 guías de todo el sector. No ofrecen hospedaje en casas pero sí diferentes tours por el área. Tienen una excursión en lancha a Majagual, donde [...]
Éste es un balneario relativamente nuevo en la región. Tiene una franja de playa donde hay numerosos puestos de comida y bebida. Es un sitio que en recientes años se ha convertido [...]
Ésta es una de las zonas más hermosas de la provincia, una ruta fluvial que evoca los días en que la gente viajaba por río, y cuando el ruido de los automóviles no había irrumpido [...]
Se trata de un puerto de río, con todas las características de tal. Con aspecto descuidado y esa energía áspera y poco cordial propia de los puertos, el malecón tiene un incesante [...]
Telembí y Trinidad son dos comunidades afroecuatorianas próximas una de la otra. En Telembí habitan 105 familias y en Trinidad 35. Ambas son muy pintorescas y desde ellas hay hermo[...]
Ubicada a 20 minutos de Borbón en lancha, es la única comunidad épera en todo el país, una etnia originaria de Colombia que tiene su propia lengua. En Santa Rosa no hay servicios d[...]
De todas las comunidades en la Ruta de las Culturas Vivas, Playa de Oro es la única ubicada en el río Santiago. Pese a estar muy tierra adentro, su acceso se ha vuelto fácil gracia[...]
Es una pintoresca comunidad chachi (‘cayapa’ era el término usado en el pasado para referirse a esta etnia) que ofrece a los visitantes artesanías elaboradas por ellos mismos. En l[...]
Es una comunidad afroecuatoriana de 35 familias ubicada a 3 horas de Borbón, en la zona de amortiguamiento de la reserva ecológica Cotacachi-Cayapas. Aquí hay una hospedería constr[...]
Para el viajero interesado en naturaleza y en una experiencia cultural auténtica, no es mucho lo que este territorio tiene para ofrecer. El cantón está conformado por las localidad[...]
El cacao fino de aroma es un cultivo que se encuentra en toda la provincia. Pero la zona del cantón Río Verde, ubicado entre Esmeraldas y Las Peñas, concentra una gran parte de las[...]
Este es un accidente geográfico que es fácilmente identificable en el mapa de la provincia por ser una protuberancia en el perfil costanero. Aquí se declaró recientemente la Reserv[...]
Playa Escondida es un eco-resort al pie del mar. Un sitio perfecto para descansar, ubicado en una pequeña playa rodeada por acantilados. Hay cabañas rústicas con baños ecológicos p[...]
Estero de Plátano es un pueblo con una pintoresca playa y la desembocadura de un río. Es un lugar prístino y hermoso cuya paz puede ser perturbada en feriados, cuando hordas de bañ[...]
Siguiendo por la ruta que recorre el perfil costero de Punta Galera, luego de pasar por Estero de Plátano y otro poblado llamado Quingue, se llega a Caimito, un pueblo que pasa cas[...]
Martin Couell es un australiano-ecuatoriano que ha establecido un centro de educación ambiental en una finca-reserva integral de 35 hectáreas que trabaja estrechamente con la comun[...]
En el sur de la provincia el clima es diferente. En esta zona se siente ya la influencia de la corriente de Humboldt, que se aleja del perfil costero a la altura del norte de Manab[...]
Muisne es un cantón que abarca desde el límite provincial con Manabí hasta Punta Galera. La cabecera cantonal está ubicada en una isla y es a lo que normalmente se denimina Muisne.[...]